El imán más poderoso del mundo

jueves, 23 de julio de 2009

No, no, ¡tranquilo! No vamos a hablar en este post de esos imanes, de los líderes religiosos del islam, eso lo dejamos para los expertos en la materia… nosotros a lo nuestro, la búsqueda del éxito y la felicidad.
Tras la lectura del interesante último post de Enrique, acerca de la ley de la abundancia, he creído conveniente dejar por escrito unas breves pinceladas acerca de otra importante ley – parecemos legisladores ¡por Dios! – fundamental en nuestro viaje interior hacia el éxito.
¿De que ley hablamos? De la ley de la Atracción.
Esta importantísima “normativa universal” está relacionada básicamente con el pensamiento positivo, y en resumen, se trata de una fuerza magnética que va juntando todo lo que es parecido o similar dependiendo de sus vibraciones. Estas solo pueden ser de 2 tipos, altas y bajas.
Dentro de las vibraciones altas englobaremos todos los sentimientos de carácter eminentemente positivos, de”luz”, como la felicidad, la alegría, el amor, la gratitud, la pasión la bondad, esperanza…
Y dentro de las vibraciones bajas, todo aquello relacionado con “el lado oscuro” como el odio, el miedo, dolor, sufrimiento, depresión, debilidad.
Cuando emitimos una vibración alta (positiva) creamos un campo magnético positivo que atraerá hacia nosotros resultados de mismo tipo, y si lo que “emitimos” por nuestros poros, son vibraciones bajas, recibiremos a cambio, ¡negativismo a raudales!
Ahora, por favor, mira en tu interior, y autoanalízate, si hasta la fecha, no te gusta la vida que estás viviendo, entonces has estado utilizando la Ley de la Atracción a la inversa y todos esos problemas ó carencia de cosas o sentimientos, son solamente un resultado de tu enfoque, de tu emisión de vibraciones…
Para empezar a manejar la Ley de la Atracción de manera adecuada y alcanzar tus sueños es necesario que te hagas consciente de su existencia y retomes las riendas de tu vida ¡pero hazlo ya!
Ten en cuenta que la Ley de la Atracción está ahí y tú no puedes decidir si la coges o no, es como la ley de la gravedad, no puedes decidir “no aplicar” o “no creer” el la gravedad en tu vida.
Ahora mismo estás emitiendo, quieras o no, eres como una emisora de radio emitiendo 24 horas, 365 días al año, el universo de te devolverá tus emisiones, en forma de circunstancias, sentimientos o sensaciones en la misma frecuencia, alta o baja que estas irradiando.
De lo anterior se deduce que si te haces con los mandos de tu “monoplaza mental”, o con otras palabras, manejas tu mente, podrás emitir las vibraciones que tu quieras, condicionando de esta forma al Universo, para que te devuelva, lo que le prestaste.
Ahora un pequeño truco para que conozcas tu futuro, sin tener que acudir a ningún adivino, simplemente pregúntate: ¿Como me siento?
Si quieres profundizar sobre este apasionante tema, te recomiendo la lectura del libro “EL Secreto”, o el visionado del video… creo que te ayudará a terminar de albergar estos conceptos en tu cabecita, esto simplemente ha sido una breve introducción.
No obstante en mi próxima aparición por estos lares, seguiré profundizando en este apasionante temita.
¡Que tengas un buen día!
PD.- Imagino que no debo decirte cual es el imán más poderoso del mundo… ¡TU!

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

creative commons

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

keegy.com